El Serial

Hoy, por ser Sant Jordi, el Antropólogo perplejo cambia su habitual entrada por un cuento breve de cosecha propia. Felices a todos/as!

EL SERIAL

Por aquellos días triunfaba en Cuba un serial con nombre de mujer.

Yo mantenía en absoluto secreto, no solo mis piruetas de cama, sino también el hilo dorado que me mantenía unido a ella.

Me parecía Martín, por la distancia y la discreción, el único de mis más cercanos conocidos y amigos a los que desvelar un secreto que me quemaba por dentro. Algo que quería gritar a pleno pulmón, pintar en las blancas paredes de mi ciudad, cantar con voz desafinada y escribir hasta en papel de fumar. Decidí contárselo a alguien con el que no compartía, siquiera, un hemisferio.

Así, semana tras semana, mes a mes, salieron de mí, como arroyo de montaña, mis historias, mis delirios, mis sueños y mis planes con mi isleña amada.

Viajo ahora a ver a mi amigo después de cinco años a una Cuba tan escrita, temiendo encontrar muchos cambios pero también muchas certezas. Y al pisar la tierra que otros besaron, veo mi más ardiente secreto convertido en novela nacional.

Triunfa en Cuba un serial con nombre de mujer.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Cuentos y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a El Serial

  1. MaiteUró dijo:

    Feliz Sant Jordi, Jose!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s