Habemus Presidentem

Os voy a contar una historia, una película. Tras el final abrupto de un dirigente, se ponen en marcha los mecanismos que permiten la elección del sustituto. El proceso es largo, pero finalmente se llega a una elección. Este nuevo dirigente, sin embargo, no se encuentra para nada ante un panorama alentador. La institución que regirá se encuentra pasando un mal momento. Es cuestionada por propios y ajenos, lo que hace necesario poner en marcha una serie de actuaciones y tomar una serie de decisiones que pueden llegar a ser complejas y duras pero que, de una forma u otra, todos esperan. Nuestro personaje principal, al llegar el momento de presentarse él mismo, así como sus determinaciones, en sociedad, se echa para atrás. Es incapaz de soportar tanta presión. La situación en la que se ve inmerso le trae recuerdos de su niñez, de cómo quizás tomó decisiones erróneas sobre su futuro, su vocación, etc. Hasta aquí el spoiler.

Pues bien, se trata de la última película de Nani Moretti, Habemus Papam, todavía en los cines. Grande, como siempre, Moretti describe un Papa completamente sobrepasado por la situación que se le plantea que, en un momento de despiste general, consigue escapar de todo aquel asfixiante entorno Vaticano y busca otro destino, otra vida, aquella que en un momento de su juventud quiso para él pero que, por determinadas circunstancias (familia, amigos, etc.) no pudo o no se atrevió a elegir: el mundo del teatro, de la actuación. En el hotel donde se aloja llega a intimar con una compañía de teatro que se encuentra preparando la representación de una obra de Chejov, donde llega a participar en calidad de sustituto temporal. El nuevo Papa in pectore deambula por las calles de Roma cruzándose con situaciones cotidianas pero que a él le resultan de lo más exóticas: coger el autobús o comprar en una tienda suponen verdaderas aventuras mientras en su interior se conforma una batalla entre el deber y el deseo.

A mí toda esta historia me ha traído a la cabeza a nuestro recién elegido Presidente, Marino Rajoy. El pobre lleva encerrado en su despacho de la calle Génova desde que resultó ganador de las elecciones el pasado 20N. Me lo imagino cuadrando números, revisando expedientes, agobiado entre papeles, asesores, compañeros y compañeras con diferentes intenciones. Me lo imagino, además, asustado ante una empresa titánica, la de gestionar un país en una situación de crisis internacional inédita. Por eso no puedo dejar de trazar un equivalente, un paralelismo con la película de Moretti. Me imagino así a Rajoy paseando por las calles de Madrid solo, tratando de pasar lo más desapercibido posible. Enfrentándose a situaciones ordinarias, normales, como comprar el pan o entrar en un cine. Le vienen a la cabeza imágenes de su infancia gallega, de cómo sentía la presión de mantener las tradiciones familiares, de estudiar derecho, de sacarse unas oposiciones a Registrador de la Propiedad que deben ser de lo más interesantes para un joven de 23 años. Me lo imagino cuestionándose todo: su militancia en el PP, sus pasados cargos en el Gobierno, su barba o sus puros. E, inevitablemente, me lo imagino queriendo ser actor, actor de comedia, de cine, de teatro… Y es ahí cuando se me acaba la imaginación.

Mariano, desde aquí te digo: Si quieres Gobernar, gobierna, si quieres recortar, recorta, pero por tu padre, en serio te lo digo, actor, no, actor tú no!

Y ahora música.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Cine, Política y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Habemus Presidentem

  1. Pingback: Habemus Presidentem

  2. Ddaksdhawd. dijo:

    Agradable es esa sensación que te invade sin previo permiso cuando consigues relacionar una obra artística con algo que está ocurriendo en la actualidad. Triste es que muchas veces acabas siendo testigo de que auténticos actos o sucesos que se repiten siguiendo el mismo patrón una y otra vez; y aun a sabiendas de que son una amplia mayoría considerados como algo negativo, a través de nuestra óptica contemporánea y occidental, seguimos remando hacia delante para que suceda.

    Salud.

  3. Rioboo dijo:

    Buen Post! si Señor!!! Os dejo la opinión personal de uno de mis ídolos porque, ¿Qué harías si fueses Presidente del Gobierno de España? http://wp.me/1WTuO
    Que bueno! jejeje!
    un saludo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s